Entrevista con el Cónsul de Timeria

Pregunta. En primer lugar, la pregunta es obligada, ¿a qué se debe el adelanto electoral? Con las nuevas elecciones, ¿pretende asegurar el viraje a asociación, con la esperanza de recibir el apoyo de los timerios?

Respuesta. Llevamos media Legislatura en marcha, y en este tiempo se ha avanzado en algunas cuestiones importantes, pero también hubo una ausencia del Partido Nacional, que es históricamente uno de los dos partidos mayoritarios de Timeria, con todo lo que ello implica. En efecto tan pronto el PN ha vuelto a la escena política timeria, ha propagado un discurso según el cual el Officium actual había renunciado a los valores fundacionales de Timeria y quería romper la tradición para convertirnos en asociación.

Algunas otras corrientes no necesariamente simpatizantes del PN también aprovecharon esa circunstancia para exigir un adelanto electoral, dado que con la reactivación de los nacionales el Senado se queda dividido, pues se eligió a senadores que iban en las listas de Alianza Senatorial, pero ahora resulta que dos de ellos pasaron a integrar el PN, por lo que ambos partidos exigían un adelanto electoral.

Finalmente, y para no extenderme demasiado, nosotros desde el Officium teníamos mucha dificultad en avanzar hacia la aplicación del programa electoral con el que ganamos la mayoría del Senado, y por eso hemos sido favorables y nos hemos inclinado por adelantar las elecciones al Senado.

Respecto a la segunda pregunta procedo a contestarle a continuación.

Nosotros desde el Officium de Timeria y desde el Partido Socialista en el que milito jamás hemos renunciado a los valores fundacionales de Timeria, más bien al contrario, hicimos una serie de reformas a finales de 2016 para hacer más fuerte el país y protegerlo en una época en que se dieron algunas circunstancias graves; de un lado estaba el retorno de Gonella y sus colaboradores, de otro un repunte muy importante y trágico del simulacionismo en las micronaciones. Dadas las circunstancias, nuestra estrategia política, insisto reflejada en el programa con el que ganamos las elecciones, se fundamentó en dos pasos, el primero fue presentar Timeria cara al público ajeno al micronacionalismo como una asociación cultural, para así obtener reconocimiento jurídico y protección en el Estado español, evitando que en el futuro pudieran darse sucesos tan lamentables como las falsas timerias que se crearon entre 2009 y 2013, y el otro paso fue dar más poder a las provincias para que los timerios de cada zona que son personas cercanas entre sí y se conocen de toda la vida, pudieran hacer más país sin que desde Hermenepolis se les impusiera una forma de estructura concreta y unos pasos legislativos.

En estos momentos ya podemos seguir caminando en la construcción nacional y podemos dejar claro que Timeria sigue siendo, como siempre, un país, una nación cultural con características propias, y por ello estamos haciendo una serie de reformas en los sitios web oficiales para facilitar la divulgación sobre cómo es Timeria y para facilitar además la información a quienes se interesen por el día a día del país.

Un objetivo que también tenemos pendiente desde hace muchos años es conseguir equilibrar la participación digital con la presencial, necesitamos que los ciudadanos puedan participar en todas las áreas de la nación a través de Internet por si no pueden o no quieren desplazarse a territorios concretos como por ejemplo Hermenepolis o cualquier capital de provincia, en eso también intentaremos mejorar.

P. ¿Qué opinión le merecen las ideas del Partido Nacional? ¿Qué tiene que decir a aquellos que consideran que ha traicionado la soberanía e independencia de Timeria? Y también, en la primera respuesta hace referencia a problemas para aplicar su programa electoral. ¿Qué tipos de problemas ha tenido para gobernar, teniendo en cuenta que además la mayoría de la oposición ha estado más centrada en su reestructuración?

R. El Partido Nacional a mi modo de ver todavía no ha superado una fuerte división interna entre sectores profundamente conservadores y cercanos al monarquismo, que siempre han intentado ejercer una influencia desproporcional en Timeria dado que son minoritarios pero han financiado con donaciones muchos gastos, y quienes vienen de un sector muy cercano ideológicamente a Ilthío Greek Vahal, pero son personas sin experiencia o con muy poca experiencia en la gestión pública en Timeria.

El PN ganó el año pasado las elecciones con una mayoría absoluta incontestable, batieron todos los récords en votos y consiguieron mayoría absoluta en el Senado, en apenas un trimestre quebraron la Comunidad Cyclos Timeria, destruyeron la Academia de Timeria y fueron incapaces de garantizar seguridad física a los timerios tras varios intentos de agresiones físicas en eventos presenciales en Hermenepolis, conviene tener muy presente el pasado reciente para no repetir los mismos errores sobre todo ahora que se acercan elecciones y quienes se presentan en el PN son en su mayoría aquellos mismos malos gestores.

Es costumbre que se me responsabilice a mí por la caída de Timeria en la inactividad en el verano de 2015, porque sólo cuentan una parte de la historia. En aquel tiempo se dieron dos circunstancias muy terribles, una de ellas fue la creación de una entidad terrorista micronacional liderada por Gonella que usurpaba a Timeria y además como pseudomicronación monárquica y neonazi, la otra que los neonazis en Hermenepolis aprovecharon esa suplantación para reventar cualquier tipo de acto presencial que celebrábamos como timerios. En aquel tiempo no teníamos amparo jurídico en el Estado porque no éramos ni siquiera vistos como asociación cultural, así que estábamos a merced de cualquier suplantador con mucha caradura y pocos escrúpulos, por lo que en ese callejón sin salida opté como presidente timerio por la solución más drástica, garantizar la supervivencia de nuestra cultura y tradiciones cambiándonos de nombre a Orfalia. Aquello era un paso temporal hasta poder volver a ser timerios y así luego recuperamos nuestra patria una vez que la justicia uruguaya sentó en el banquillo y condenó al suplantador de Timeria y que sus títeres en España desaparecieron de escena.

Respecto a los problemas de gestión se han debido sobre todo a que el sector monárquico que acabó apoderándose de Alianza Senatorial hizo todo lo posible para poner zancadillas al desarrollo de un mercado de trueque en Timeria, ya que su intención es que el país dependa siempre de donaciones privadas para así seguir teniendo una influencia desproporcionada respecto al número de ciudadanos timerios, y también a que el PN tan pronto ha vuelto a la actividad se ha dedicado a propagar sin vergüenza ninguna que ejerzo como un autoritario, que estoy imponiendo mi visión sobre qué ha de ser Timeria y que quería destruir el país y nuestro sistema democrático.

P. ¿Por qué cuando se celebró un referéndum micronación-asociación, cuyo resultado favoreció a la primera opción, usted ignoró el resultado e inició la asociación? (y corríjame si me equivoco)

R. En aquel referéndum se votó sobre si Timeria adoptaba públicamente – insisto, cara al público general, personas ajenas a qué es el micronacionalismo – la imagen de asociación o si seguíamos como micronación a toda costa. En el referéndum los sectores más conservadores y monárquicos timerios propagaron la idea de que quienes apoyábamos la creación de una asociación cultural – que no convertir Timeria en una asociación – queríamos acabar con los valores fundacionales, que son los que declaran a Timeria como una nación heredera de la antigua Grecia y Roma. Por ello una vez se hizo el referéndum procedimos desde el Officium a la creación de una asociación para defender los intereses timerios, pero rápidamente se extendió el rumor de que nuestra intención era, como ya dije anteriormente, pasar de nación a asociación, por ello adelanté las elecciones y así resultó ganador por abrumadora mayoría absoluta el PN.

En las elecciones de Septembris nos volvimos a presentar con el mismo programa una vez más, especificando que nuestro modelo de desarrollo es el panarquismo, que no es sino la teoría de que las personas eligen a qué país pertenecer, y no han de estar sometidas a ser parte de uno por el accidente de nacer en él, para nosotros eso es lo que debiera ser el micronacionalismo serio, el no simulacionista, de ahí nuestro cambio de micronación a nación cultural panarquista, a partir de entonces nos hemos dedicado a aplicar el programa con el que ganamos aquellas elecciones hasta hoy.

P. En postura de Diplomacia, mantendrá las relaciones diplomáticas previamente establecidas, ¿estará abierto a nuevas relaciones o ignorará cualquier comportamiento exterior?

R. El campo diplomático depende del Senado, según la composición del mismo habrá o no cambios. En las últimas dos legislaturas con mayorías nacionales o socialistas siempre se ha mantenido una política diplomática de neutralidad y contención.

Por parte del programa del PS al que puedo referirme, somos partidarios de no intervenir en asuntos de otras naciones y entidades, tampoco hemos tenido una valoración positiva cuando intentamos crear o participar en organizaciones que aglutinaran varias micronaciones o entidades, y al final nos hemos decidido por centrarnos en los asuntos internos timerios dejando que cada quien en su casa haga las cosas como prefiera.

P. Si consigue de nuevo ocupar el Officium, que medidas tomará? ¿Podría resumimos su programa Electoral?

R. Dado que no hemos podido terminar de aplicar nuestro programa por apenas haber agotado la mitad de Legislatura, nuestros objetivos son los mismos que en el programa con el que ganamos las últimas elecciones.

Queremos dar más impulso en el sistema educativo a los lenguajes de programación y creación de aplicaciones, también dar más impulso a las humanidades potenciando el uso del latín, la filosofía y la cultura clásica, también recuperar el Observatorio Timerio de Medio Ambiente para calcular la huella ecológica de los timerios y contribuir a la mejora medioambiental con campañas de información y buenos hábitos, también quitar el modelo obsoleto de exámenes en la Academia y sustituirlo por una evaluación a través de trabajos de fin de curso, tenemos intención de crear un sistema de información sanitaria propio de Timeria, para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, también dar un impulso a los cursos de idiomas en la Academia, seguir con el Plan de Industrialización facilitando información sobre cómo hacer productos de artesanía propia timeria, empezar a trabajar en un centro de traducción de documentos de interés histórico o cultural para incluirlos en la Biblioteca de Timeria, y si obtenemos la mayoría necesaria en el Senado nuestra intención es crear un acta de regulación de crédito para impedir que los préstamos en Timeria tengan interés, y también crear un sistema de trabajo garantizado para que cualquier persona pueda aportar con su propia capacidad a Timeria recibiendo a cambio dinares con los que tener poder adquisitivo en nuestro mercado interno.

P. ¿Cuál piensa que será el resultado de estas Elecciones? ¿Creen que la población premiará su gestión o por el contrario optarán por la vía micronacionalista del PN?

R. Esta última legislatura la normalidad volvió para quedarse a Timeria, hemos experimentado el período para muchos más próspero de la historia de la nación, con una creación cultural sin precedentes y con más actividades presenciales que nunca desde 2007. Creo que el pueblo timerio sabrá valorar los logros que hemos alcanzado y sobre todo la estabilidad de un sistema republicano que ha puesto como prioridad la divulgación de humanidades y cultura clásica cada vez más abandondas ambas en un Estado tradicional. Apostar por el PS es dar la aprobación a lo que se hizo este último medio año, y dar un empujón definitivo a los cambios que creemos necesita el país para llegar al 2018 más fuertes y con más riqueza cultural, e incluso quién sabe, con un mercado interno ya desarrollado.

P. ¿Qué partido de la oposición creen que más ” dolores de cabeza” les va a causar? Por qué?

R. Hay algunos aspectos fundamentales que todos los partidos con opción de gobierno compartimos y eso garantiza una estabilidad gane quien gane, en ese aspecto no tenemos inquietud por si debemos salir del Officium y entra otra fuerza.

Por otro lado sí nos preocupa un ascenso paulatino pero constante del monarquismo, que parecía haber salido definitivamente de Timeria después del verano de 2015 pero ahora vuelve a aflorar cuando se abrió el debate sobre cómo tener un mercado de trueque interno.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s